Tubos en mal estado.

¿ Qué sorpresas nos podemos encontrar dentro de las paredes ?, pues una de ellas es que los tubos del agua estén en mal estado.

Si hacemos la reforma antes de que los tubos revienten, nos evitaremos muchos disgustos. Sin embargo, quizás no tenemos intención de reformar la cocina o el baño, de manera inmediata.

Tubos de hierro.

¿ Cómo saber si los tubos están mal ?. Hay que seguir una serie de pautas y pistas. Si la vivienda es de nueva construcción, construida de hace 15 o 20 años hasta nuestros días, los tubos serán de cobre, polietileno, etc, entonces deficilmente estarán en mal estado. Los tubos de cobre, plástico, etc, no se pudren y no corremos el riesgo de que estén podridos como los de la foto.

Si la casa tiene más de 20 años, probablemente utilizaron tubos de hierro para hacer las instalaciones del agua. No hay que alarmarse, esto no quiere decir que están podridos. Los tubos de hierro pueden aguantar 30 o más años sin que se pudran. El problema viene cuando se ha utilizado arena de playa o cal, en la construcción, porque estos materiales atacan al hierro y lo deterioran con el paso del tiempo.

Podemos hacer dos cosas para asegurarnos del estado de nuestros tubos. Preguntar a un albañíl si nos puede decir que material han empleado en la construcción de la casa y como segunda opción, preguntar a los vecinos que hayan hecho reformas en casa, para saber como estaban los tubos viejos del agua, cuando los quitaron y pusieron nuevos.

No obstante, un seguro para nuestra vivienda, nos puede cubrir en el caso de que reviente algún tubo, que ojala no suceda y no coronemos de agua a los vecinos de las plantas bajas. Por lo menos no nos afectará a nuestro bolsillo de un modo importante.

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.