Lo barato es caro

Tenemos y digo tenemos porque yo hago lo mismo, de que cuando vamos a comprar algo soilo miramos el precio y si hay otro producto similar, más caro, no nos paramos a pensar el porque de la diferencia de precio.

Hay que valorar que si un objeto o trabajo es más caro que otro, en algo tendrá que existir la diferencia, como la calidad, prestaciones, desarrollo del trabajo a valorar, forma de ejecutar un trabajo, etc.

Cuarto de bañoMe sucedió el caso de un familiar que pidió presupuestos parea la reforma del cuarto baño, tras recibir varios presupuestos optó por el más económico, yo quise aconsejarle que no eligiera el más barato ya que apreciaba la diferencia de materiales de uno a otros.

El caso es que no sirvió de nada y contrató el presupuesto más barato. Con el paso de tres años se le rompió el plato de ducha, algo no habitual en condiciones en normales. El caso es que el plato era de tipo corcho con esmalte, más barato que uno de cerámica y aparentemente parecía bueno pero no era así, era débil.

Como consecuencia de la rotura, tuvo que quitar la mampara, picar las paredes para quitar el plato roto, comprar un plato normal de cerámica, volver a colocar los azulejos rotos y de nuevo instalar la mampara.  Intervinieron en el trabajo, el albañíl, el fontanero y el montador de las mamparas. De haberse gastado alrededor de 100 € en un plato bueno, se habría evitado gastar cerca de 750 € para reponer el plato roto.

Con la mampara ocurrió lo mismo, le colocaron una mampara de material acrílico, muy sencilla que al de cuatro días estaba desajustada, se salían las puertas y tuvieron que aprovechar con la reforma de lo nuevo, gastar lo apropiado y poner una mampara robusta, de aluminio con cristal templado que tiene más grosor y consistencia.

Creemos que cuando buscamos un precio barato estamos haciendo buen negocio y la mayoría de las veces es un atraso y lo que nos ahorramos puede suceder que luego lo gastemos con creces.

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.