El consumo de cemento descendió.

La producción de cemento disminuyó  en el año 2010.

El año 2007, fue el periodo donde se produjo un consumo record de 56 millones de toneladas de dicho material.

Tras tres periodos de constantes caidas, en el 2010, el consumo se situó en la cifra de 25 millones toneladas. Todo esto hace pensar que hasta el año 2012, no empezará a remontar la actividad en la producción del cemento.

Las principales causas de dichas cifras, tiene su origen en la actual crisis económica que ha arrastrado al sector de la construcción.

La limitación en la concesión de préstamos, por parte de las entidades financieras, ha ahogado a muchas empresas que se han visto abocadas al cierre o a reducir su actividad empresarial considerablemente.

El alto stock de viviendas sin vender, no anima a las constructoras a comenzar nuevos proyectos.

La disminución del paro y la reactivación del sector inmobiliario, serán claves para que la actividad constructora alcance niveles óptimos.

Sin embargo, nadie duda que no se alcanzarán los altos niveles de construcción que se produjeron en años anteriores a la actual crisis.

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.